Cumplir con las expectativas del paciente de catarata

Los ancianos de hoy en día son muy diferentes entre sí. Algunos poseen un movilidad considerable, aún conducen, juegan al golf… Mientras otros pasan el tempo en casa leyendo o con otras actividades más sedentarias.

“La población más anciana es a la que realmente podemos ayudar con diferencia” dice el Dr. Robert M. Kershner. “La mayoría de nuestros pacientes de catarata están en los sesenta, setenta e incluso los ochenta. Su nivel de aceptación de nuestro trabajo está entre los más altos. Hace unos treinta años, no operábamos hasta que fuese absolutamente necesario. Se esperaba hasta que la catarata estuviese madura. Actualmente, nuestros criterios han cambiado y el umbral ya no lo marca una línea arbitraria en una tabla optométrica. Los criterios para intervenir a un paciente que no conduzca, y esté todo el día en casa viendo la televisión, van a ser, evidentemente, muy diferentes para un paciente de cuarenta años que trabaja hasta tarde, viaja y tiene problemas de visión nocturna.” El Dr. Kershner es profesor y presidente del Departamento de Tecnología Médica Oftalmológica en el Palm Beach State College, y un consultor especialista en catarata y cirugía refractiva en Palm Beach Gardens, Florida.

Él ve a los pacientes actuales de 80 años como antes veía a los de 60. Son más activos, sanos y con una expectativa de vida superior. A medida que la generación del “baby boom” se acerca a su jubilación, sus expectativas son mayores que las de los ancianos actuales. “Hay alrededor de 78 millones” dice el Dr. Kershner. “Esta es la generación que lo quiere todo y lo quiere ahora. Creen que saben qué es lo mejor, saben lo que quieren y generalmente lo consiguen. Esto representa un gran contraste con la generación anterior. Hace unos años, realizábamos entre 2,2 y 2,4 millones de intervenciones al año. Hoy estamos entre 3,1 y 3,2 millones. Esto no se debe a que los pacientes estén desarrollando cataratas a un ritmo superior. Es porque nuestros métodos y resultados han mejorado considerablemente y la población que puede aprovecharlos está en expansión.

 Entiende a tu paciente

El primer paso en la gestión de las expectativas del paciente de catarata y de edad avanzada, es llegar a conocerlo como individuo. Si el paciente está jubilado , es importante averiguar cual era su ocupación antes de la jubilación .

Mientras que muchos pacientes de edad avanzada siguen activos , otros no . Es importante sentarse con cada paciente y preguntarle sobre de sus necesidades y su estilo de vida. “Los cirujanos tienen que hacer un esfuerzo para conocer el estilo de vida de sus pacientes, cuales son sus necesidades del día a día, y que esperan al someterse a una cirugía,” dice el Dr. Kershner . “Generalmente, no se toman el tiempo necesario para hacerlo. Los cirujanos de más edad piensan que conocen a este grupo (después de todo, ellos están en el mismo barco ), pero se equivocan. Hay cirujanos jóvenes que no levantan la vista de sus pantallas para ver con quién están hablando. Actualmente, delegamos demasiadas responsabilidades al personal no sanitario .”

Señala que, si bien una entrevista preoperatoria adecuada puede suponer sólo dos o tres minutos más para la visita de cada paciente, el tiempo necesario para convencer a un paciente infeliz de que tomó la decisión correcta, puede tomar días, semanas o meses. Quizás la pregunta más importante que deberías hacerles es que como es un día normal en su vida.

 ¿Lentes Premium ?

El Dr. Kershner dice que ve los mismos errores una y otra vez. “Muchos pacientes terminan siendo operados con lentes premium cuando estas lentes no van a cubrir sus necesidades”, dice . “Ellos se dejan hacer simplemente porque piensan que deben o porque el médico suena convincente. Esta es una fórmula para el fracaso. Si las necesidades del paciente no se abordan o no se discuten sus preocupaciones, el paciente buscará a otro médico, o un abogado . La lección más valiosa aquí es escuchar a todos los pacientes, hacer las preguntas correctas y escuchar cuales son las necesidades. Puesto que nosotros somos el profesional en esta ecuación, tenemos que investigar su día a día y sus necesidades visuales. Puede ser difícil encontrar el tiempo para hacer una entrevista preoperatoria adecuada, pero será tiempo bien empleado, no sólo porque puede terminar en los tribunales si no se toman ese tiempo, sino que los pacientes insatisfechos nunca nos recomendarán. Hoy en día, con las redes sociales, pueden compartir su descontento con todo el mundo .”

Para algunos pacientes , una lente premium no tiene porqué ser la mejor solución . Por ejemplo , si un paciente juega al golf , una lente multifocal puede no ser una buena opción si el paciente desea su mejor agudeza de lejos. “La monovisión no es especialmente buena para los golfistas debido a la profundidad de campo y la visión estereoscópica necesaria en el green,” dice el Dr. Kershner . “Por otro lado, si la persona lee sobre todo en un ordenador portátil o en un Kindle y conduce con frecuencia durante la noche , entonces necesitará la mejor visión en el rango intermedio y cercano. Muchos cirujanos creen que pueden hacer el bien de la cirugía, y que la neuroadaptación compensará la diferencia entre una lente claramente bien centrada y otra que no. Pero , la adaptación puede llevar meses si es que  llega a ocurrir. Siempre es mejor anticiparse.”

La Dra. Lisa B. Arbisser , está de acuerdo en que las lentes premium no son para todos los pacientes. “Cuando se les pide a los pacientes a salir de la Seguridad Social y que paguen ellos mismos, sus expectativas se disparan “, dice ella . “En parte es por esto por lo qué nunca deberíamos intentar vender a algunas personas lo que no entienden y no necesitan o quieren, porque entonces es muy probable que nunca lleguen a estar satisfechos. El concepto de ‘ convertir ‘ al paciente de monofocal a premium creo que puede hacer un tremendodaño a los oftalmólogos , así como a los pacientes. En realidad, deberíamos estar buscando lo que es más adecuado para un paciente de acuerdo con lo que espera. ” La Dra. Arbisser está en la clínica privada Eye Surgeons Associates en Iowa e Illinois y es profesora asociada adjunta en el Centro Oftalmológico Moran de la Universidad de Utah.

Señala que no existe el implante perfecto. “Nada va a hacer que vean como si tuvieran 15 años, así que tenemos que gestionar sus expectativas y asegurarnos de que tienen muy claro cuáles son las ventajas y desventajas, que ellos no son aparatos, y que nosotros no somos dioses. Sólo entonces podremos cumplir con sus expectativas la mayoría de las veces,” dice ella.

 Edad vs Actitud

 La Dra. Arbisser señala que la gestión de las expectativas del paciente tiene a menudo menos que ver con la edad y más con la rigidez del paciente. “Creo que hay personas rígidas a los 50 años y personas maleables a los 85 años, ” dice ella. “Siempre le pregunto a mis pacientes qué sienten acerca de sus gafas. ¿Serían felices de tener gafas de cerca ? ¿Estarán dispuestos a usar gafas graduadas de vez en cuando ? Algunas personas piensan que las gafas les envejecen o se sienten incómodos , y que están dispuestos a hacer todo lo posible para deshacerse de ellas, mientras que otras piensan que ocultan sus ojeras o que serían ireconocibles sin ellas. Ofrezco todas las opciones a la gente de 80 años que a los de 55. Todavía hay personas de 85 años jugando al tenis, al menos en Iowa . Soy reacia a recomendar multifocales, excepto a aquellas personas a las que les es muy importante deshacerse de las gafas .”

Ella explica que los pacientes deben entender que existe un equilibrio entre la calidad de la visión, y la multifocalidad , aunque sea la única forma en que la gran mayoría de los pacientes puede prescindir de las gafas para todas las actividades diarias . Muchas personas pueden lidiar bien con esta realidad. “Naturalmente, elegimos cuidadosamente sólo los pacientes con ojos sanos p”ara estas lentes”, dice la Dra. Arbisser . “Debido a que no podemos predecir el futuro, cuando implantamos una lente difractiva en una persona joven hay que ser consciente del riesgo futuro de desarrollo de una enfermedad . Así que, de hecho, me siento más segura ofreciendo multifocales a pacientes de edad avanzada que, una vez que tienen 80 o 85 años y están sanos, es poco probable que desarrollen degeneración macular o glaucoma y así podrán disfrutar de su vida sin gafas para siempre.”

Ella sólo implanta LIO multifocales en torno 9 a 10 por ciento de sus pacientes , pero implanta lentes multifocales tóricas en más del 30 por ciento porque cree que la neutralización de astigmatismo es una gran bendición para todos los pacientes.” Incluso las personas que quieren seguir llevando gafas estarán más satisfechas, al dejar de ser indispensables,” nos. “Por esta razón , aunque he hecho queratotomías astigmáticas periféricas desde que se describieron hace años , he abrazado las lentes tóricas desde su creación.”

 Dedica más tiempo

 Aunque las personas mayores de hoy en día pueden estar más al día de la tecnología que generaciones anteriores , aún son conservadores en muchos aspectos. Recuerdan un tiempo en que los médicos hacían visitas a domicilio , y es posible que prefieran pasar más tiempo con el médico que con el personal auxiliar .

 “Intento tomar un enfoque más tradicional con todo el mundo , pero sobre todo con la gente mayor,” dice el Dr. Robert Arleo , en lsu clínica privada en Ithaca , NY ” Quieren que el médico haga más y el optometrista menos, y creo que necesitan saber un poco como se hacen las cosas ahora. Ellos ven la relación médico / paciente de una manera más tradicional, donde el médico siempre toma las decisiones de tratamiento “, añade.

El Dr. Arleo señala que es importante determinar cual es la queja principal del paciente y centrarse en ella. Este grupo de población también puede ser más difícil de manejar debido a que muchos de ellos tienen además otros trastornos oculares , además de la catarata. Por ejemplo, muchos pacientes de mayor edad padecen ojo seco, glaucoma o la degeneración macular. Cualquiera de estas condiciones asociadas pueden limitar la visión hasta cierto grado.

“Muchos pacientes piensan que la cirugía de catarata se va a solucionar todo, y no será así para la mayoría de la gente”, dice . “Tiendo a no recomendar las lentes multifocales a este grupo demográfico . Si han sido miopes , les animo a permanecer en un nivel funcional de miopía a menos que haya una razón muy específica para que no sea así, ya que han vivido con ella durante mucho tiempo. He tenido más gente insatisfecha haciéndolos emetrópicos habiendo sido miopes, que dejándols un poco cortos de vista . Soy consciente de esto con todo el mundo , pero con la población de más edad , es aún más importante.”

En su clínica, la principal queja en este grupo de edad mayor es la dificultad al conducir. “Por lo tanto, nos centramos mejorar ese aspecto y no tratamos de convertir al paciente en un treintañero”, dice . Muchos de sus pacientes son profesores jubilados , por lo que a menudo tienen expectativas muy altas. Sin embargo , él dice que , mientras que la generación del baby boom cree que la medicina lo arregla todo , la población de más edad es más consciente del hecho de que son mayores y no van a tener una visión como la que tenían a los 30 años.

Él recomienda dar más y prometer menos. “Hay que tener cuidado con lo aseguras que van a conseguir”, dice el Dr. Arleo . “Si tengo un profesor de ingeniería que está en -6, será difícil que le deje mejor que -3 . Muchas de esas personas no quedarían satisfechas si los dejamos emetrópicos . Puede ser necesario tener diferentes metas para ellos. Cuando cambiamos su agudeza visual , tenemos que tener muy claro cómo afectará a su estilo de vida . Si una persona es miope , pero le gusta el senderismo, es posible que desee la emetropía.”

El Dr. Arleo señala que los cirujanos tienen que ser un poco más cuidadosos en el trato con los pacientes mayores. “Muchas de estas personas tienen problemas de oído. Algunos pueden tener un cierto grado de demencia ” , dice. ” Hemos de asegurarnos de darles instrucciones específicas y de que entienden todo . Muchos de ellos hacen malabarismos con múltiples medicamentos , y consultan a varios médicos. Solucione su problema , pero no se empeñe demasiado.”

El presente artículo constituye una traducción al castellano realizada por Ophtalmos del publicado en Review of Ophthalmology por Michelle Stephenson. Ni el autor ni los editores tienen relación alguna con esta traducción, ni con este blog.

Subscríbase, y le enviaremos gratuitamente cada nuevo artículo de Ophtalmos a su correo.

Juan Manuel Vioque
Juan Manuel Vioque es un profesional relacionado con la oftalmología y la optometría desde hace años. Ha desempeñado labores en las áreas de Marketing, Servicio Pre y Postventa, Formación, Soporte del aplicativo a personal de ventas y al cliente final en diversas empresas.

Share

Comments (0)

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Subscríbete, y recibirás un aviso en cuanto aparezca uno nuestros artículos.



Ophtalmos